B Bebe

Sidra: La antesala del vino

por / 17 Dic 2015

Muchos iniciamos nuestra curiosidad en bebidas fermentadas al ser niños con esta bebida: la Sidra. Acostumbrada en época navideña, pero perfecta para temporada de calor tomada en una copa a temperatura entre 8 y 10°C, es sin duda, un perfecto inicio para posteriormente adentrarnos en el mundo del vino.

¿Qué es la Sidra?

Sidra es una bebida alcohólica con un 2 a 8% vol. alcohol, hecho a base de jugo de manzanas fermentados por acción de levaduras.
Posterior al vino, el posicionamiento de la Sidra se ubica alrededor del siglo XII en la región norte de Francia (Normandía) y al noroeste de España.

La materia prima de la Sidra

Las manzanas
Se necesitan frutas con características específicas, generalmente son de tamaño pequeño, ricas en compuestos tánicos, pero dulces, muy aromáticas, y sus azúcares están perfectamente balanceados con los ácidos del fruto. La cáscara   -firme y de color intenso-  transferirá tonos intensos a la bebida terminada.

Proceso de elaboración de la Sidra 

Las manzanas son molidas tradicionalmente en molinos de piedra o instrumentos de madera, posteriormente prensadas para obtener el jugo que se fermentará. La prensa es suave, y puede durar varios días para extraer lo más amable del fruto.
Las levaduras que actúan en la fermentación generalmente son propias del fruto y del medio ambiente, producen gas carbónico y alcohol, liberando y desarrollando aromas propios. Las levaduras nativas mueren al alcanzar el jugo de manzana 4% vol. alcohol y son remplazadas por otras levaduras que llevan el trabajo hasta los 8% vol. alcohol.

Los estilos de la Sidra:

Por su graduación alcohólica y el nivel de azúcares no transformados, la sidra se clasifica en tres estilos:

Sidra Dulce:

3% vol. alcohol.  La presencia de azúcar es alta, el sabor a jugo de manzana es marcado y se recomienda tomar solo o acompañando postres, a una temperatura de 4ºC.

Sidra Demi-Sec o Brut:

5%vol. alcohol. Esta sidra es la más comercializada y bebida en Francia, su dulzor es moderado y por lo mismo puede acompañar platillos a base de aves y pescados de forma agradable. Su temperatura de consumo ideal es de 8ºC.

Sidra Tradicional:

prácticamente el dulzor es inexistente. La acidez es una particularidad y es ideal para maridar con múltiples platillos. Es la que más comúnmente elaboran en España. Es ideal beberla a 10ºC.

La Sidra en México

Existen en el mercado algunas sidras importadas de Europa que expresan la máxima calidad que esta bebida puede alcanzar. Son deliciosas y bien vale la pena degustarlas. En algunas casas de descendientes de Españoles y Franceses en México se bebe de manera cotidiana, sobre todo en fechas navideñas y se ofrece a los niños para que brinden con toda la familia.

En nuestro país todavía no hemos alcanzado los estándares de calidad que requiere esta bebida, elaborándose en malas condiciones y predominando los sabores dulces y artificiales, más cercanos al sabor de los refrescos, siendo éstos, por cierto, los que ocupan el mayor volúmen de la cosecha de manzanas, que bien podrían ser materia prima de bebidas más interesantes.